Especiales
 
Más Canales
 
AMOR Y SEXO
Foto: Getty Images
Foto: Getty Images

Más Noticias



Consejos para que el sexo oral sea placentero y divertido

 

Aunque no existe un manual que diga paso a paso cómo tener un buen sexo oral, la “magia” se esconde en la imaginación y en lo que se puede hacer si la persona se despreocupa completamente y se deja llevar por los impulsos más intensos.



La clave está en hacer de todo, no sólo limitarte a tener el pene de tu pareja en la boca, sino a explorar todo su cuerpo mientras le haces sexo oral. Lame, chupa, muerde y hazle cosquillas en sus genitales como en sus piernas, ingle y abdomen.

 

Empieza siempre suavemente, comenzando por la zona genital, los testículos, ingle y el cuerpo del pene para seguidamente introducirlo en tu boca. Recuerda que la parte más sensible es el glande por lo que durante la felación deberás prestar atención a la cabeza del pene si quieres excitarlo por completo.

 

Recorre con la lengua el borde del glande, succiónalo con diferentes intensidades y recórrelo además con la punta de la lengua.

 

Importantísimo: nunca pierdas el contacto visual, los hombres alucinan cuando la mujer que le hace sexo oral lo mira con deseo. Mantén tu boca siempre húmeda, es necesario que tengas mucha saliva para que él se sienta en las nubes.

 

Ve introduciendo el pene de tu novio de a poco hasta dónde puedas llegar, no te fuerces en hacer un “garganta profunda” porque si no estás acostumbrada a que el pene toque el final de tu boca puede hacer que te den náuseas, lo cual sería poco agradable.

 

Juega siempre con tu lengua y tus labios, intercala la succión con mordisquitos, lamidas y caricias con tus manos. Imagina que estás disfrutando de un sabroso helado, mientras sostienes el pene con una mano y con la otra acaricias suavemente su escroto, muslos y nalgas.

 

A los hombres les fascina eyacular dentro de la boca de la mujer y que ella pruebe su semen, pero no a todas les agrada. Por ello habla con tu pareja y aclárale hasta donde quieres llegar.

 

Pero si te animas no tiene nada de malo dejar que acabe en tu boca, en cuanto sientas que tu pareja está por venirse incrementa la velocidad del sexo oral, sobre todo estimulando el glande y la corona con tu lengua. 

 

 

 

Terra 

 

Busca Pareja